jueves, 30 de diciembre de 2010

salva opina


30 de diciembre de 2010. Ante el año nuevo

A veinticuatro horas de acabar el año no consigo ver, haciendo una retrospectiva sobre él mismo, que la humanidad haya avanzado hacia cotas de más libertad, de tolerancia, de paz, de justicia social, de cooperativismo, de mejoras tangibles en el África subsahariana o en las otras partes del mundo donde además de la rapiña y saqueo ejercido por los imperialistas se unen en un abrazo mortal las desgracias y catástrofes naturales para terminar de ahogarlos, para negarles la mínima salida a la esclavitud económica impuesta por los piratas que gobiernan las grandes naciones.
Siguen las mismas guerras y desastres ocasionados por la acción devastadora del hombre sobre otro hombres y pueblos: Palestina, Iraq, Afganistán...; por otra parte la globalización, ese invento que tanto gusta a los poderosos, sigue en una carrera veloz de rapiña enriqueciendo a los menos y empobreciendo a los más, empujando a la desesperación a los más atrevidos que se juegan la vida en pateras semipodridas y son pasto de las olas del mar enfurecido o de la acción dura de los gobiernos que los apresan y obligan sin la mínima compasión a una vuelta al infierno de donde creían haber escapado.
Volviendo sobre esta porción de Iberia no son nada halagueños los tiempos en los que entramos: sigue la crisis económica desencadenada por los "estraperlistas" del siglo XXI pero que costeamos los trabajadores, los funcionarios, los pensionistas, los jóvenes sin oportunidades, los desempleados... se incrementan las desigualdades, el estado de bienestar fallece sin que ni siquiera se molesten en llevarlo a la UVI, la violencia xenófoba y la machista va "in crescendo"sin que nadie pongamos remedio, la política es vista cada día como algo extraño al pueblo, como cosa de otros, de vividores y aprovechados, de los gurtels y asociados, el conformismo se apodera de las conciencias de las gentes, el compromiso por una sociedad más justa se abandona y se limita al voto cada vez más acompañado por una abstención creciente, nuestra juventud más preparada que nunca pero sin posibilidades de empleo... Un panorama muy gris y desalentador.
Pero no quiero ser pesimista, en el ser humano reside la fuerza, la inteligencia, la sensibilidad, la capacidad de reacción ante tanta adversidad... y oportunidades no nos van faltar para plantarnos y decir hasta aquí hemos llegado, a partir de hora vamos a ir por allí.¡Vamos a tomar nosotros las riendas de la situación!. Bien es verdad que si seguimos desaprovechando las pocas ocasiones de corregir el rumbo iremos sin remedio a la catástrofe total. Por ello voto por esa esperanza, por el cambio radical.

domingo, 26 de diciembre de 2010

martes, 21 de diciembre de 2010

salva opina


A pesar de las nubes negras

21 de diciembre de 2010. A diez días escasos de terminar el año de la ignominia de 2010 y todo apunta a que el próximo año nos va a seguir dando batacazos y sustos al por mayor. A pesar del encabezamiento, no pretendo ser un nihilista, un negativo, pues, mi carácter, quien me conoce personalmente lo sabe, es positivo, comunicante, alegre y esperanzado.
Pero los que gobiernan y trastean el mundo al antojo de los intereses y privilegios de la minoría adinerada, nos han puesto al resto de la humanidad en una situación tan crítica y adversa que es difícil ver el sol por mucho que uno trate de despejar obstáculos y de hacerse un claro en el bosque de la dificultades y los contratiempos.
Volviendo a nuestro país, a esta gran porción geográfica de Iberia, vemos al gobierno ex-socialista empeñado en llevarnos y conducirnos por la línea del neo-liberalismo y del capitalismo salvaje, no importa que las clases trabajadoras, su principal sostén y caudal de votos, se ahoguen y fallezcan por desnutrición en el falso camino a ese mundo ideal que nos prometen de futura prosperidad.
Y es que ya a nadie se lo cree viendo las consecuencias de esa forma de gobernar y proponer soluciones al dictado del FMI, del Banco Central Europeo o de la voluntad férrea de la Sra. Merkel de como debemos actuar y gobernar la economía..., pues, estamos hartos de hacer cola en las oficinas de empleo, de redactar y entregar curriculums sin respuesta, de ver nuestros salarios congelados, de la falta de seguridad y continuidad en el empleo, de las pensiones congeladas, de oír que debemos trabajar más y cobrar menos o de mejorar la productividad mientras otros derrochan como marajás, de las ayudas sociales dispuestas al amparo de pomposas y deslumbrantes leyes que no llegan y duermen sin resolverse en los cajones de las mesas de la administración pública, desesperados por la falta de perspectivas y de futuro, deseperados los que ya agotaron las escasas ayudas y no tienen Nada que llevar a sus hogares ni nada que ofrecer a sus hijos, ahogados por el tufo de la corrupción que impregna a los políticos, de los escándalos que nunca se resuelven y siempre se tapan, de la inoperancia y el colapso de la justicia, de que nuestros niños estén a la cola de la educación con respecto a otros países, de que cualquier ciudadana puedan ser objetivo fácil de la violencia machista, de la mancha de xenofobia con la que pretenden distraernos, dividirnos y enfrentarnos con otros trabajadores...
Escépticos, desconfiados, sin esperanza, ahogados social y económicamente, humillados... sólo oímos promesas que no cuajan, sólo vemos que las políticas que emprenden nos empeoran, solo vemos que los políticos del parlamento, los del PP y los del PSOE, se culpan unos a otros, pero ambos ofrecen las mismas recetas y tienen los mismos patronos, la gran banca, los especuladores natos, y siguen pidiéndonos resignación, confianza gratuita, jornadas más largas y menor salario...
Resignación y confianza que les daremos, al PSOE y a PP, si les seguimos dando lo único de que disponemos, de momento, nuestro voto. Seguiríamos hundiéndonos.
No sé como puede cambiar esta situación tan adversa, tan injusta tan insolidaria y cuánto tiempo nos costará salir..., pero desde luego, confiando en la derecha (PP-PSOE) creo que ¡no!, unos y otros nos han dado muestras de sobras conocidas. Hoy, más que nunca, hace falta un reagrupamiento de la Izquierda política y social que nos ilusione y nos ofrezca una salida, la más ventajosa para la gran mayoría social de los habitantes de esta porción de Iberia. Por cierto el corazón siempre late a la izquierda, sólo hay que pararse un momento y oírlo, si queremos sobrevivir.

jueves, 9 de diciembre de 2010

salva opina


Nosotros los republicanos

De un tiempo a esta parte, cada vez más, bastantes ciudadanos venimos utilizando expresiones como “salud y república”, “viva la república” , “ no hay dos sin tres, a por la III República”... o sacamos la tricolor a las manifestaciones de cualquier índole política, sindical, humanitaria, o la colgamos en nuestras fachadas y balcones, o nos la colocamos en camisas y cazadoras en la forma de un pink, de un llavero,.... La república como forma de estado distinta a la que tenemos es una idea política que se va abriendo paso día a día, pese a la oposición de los dos partidos mayoritarios en en todo lo relacionado con ella ( es difícil de olvidar la furia descargada por el Sr. Bono con aquel viejo republicano que se “atrevió” a sacar nuestra bandera en sede parlamentaria), hay que ver con que gusto inclinan la cabeza ante los señores borbones “ellos”, o como doblan ligeramente la rodilla “ellas” ante los más genuinos representantes del sistema feudad en los inicios del siglo XXI. Y es que el trío monarquía-PSOE-PP es hoy el mayor adversario al progreso que representa la República para todos los ciudadanos.

No hay nada más incompatible y opuesto con los principios de libertad, fraternidad y legalidad que la monarquía, por mucha envoltura y verborrea que se aplique en hacernos creer lo contrario. Quien no lo quiera ver es que encuentra placer y se siente realizado en su papel de vasallo. Papel opuesto al de ciudadano que arranca con la gran revolución francesa, antes con la revolución norteamericana y después con el movimiento liberador de los libertadores en toda América Central y del Sur.

Aquí, en esta parte de Iberia, nos quedamos anclados en el pasado, nuestra burguesía nacional no tuvo valor para romper con el viejo orden, renunció al liberalismo, para mezclarse y emparentar con la aristocracia, para no molestar al Iglesia católica Romana, la fiel guardiana de las esencias más reaccionarias y conservadoras de la historia. Sólo el pueblo llano y trabajador, con un puñado de intelectuales desclasados tuvo el valor de enfrentarse a tanta ignominia y así vino la Iª República, y la IIª República, ambas sofocadas por la fuerza bruta de la reacción, de los eternos conservadores del estatus de la desigualdad.

Hoy sólo hablamos de República aquéllos, salvo honrosas y pocas excepciones como IU y algunos nacionalistas de izquierda, que no nos sentamos ni nos sentimos representador por este Parlamento dominado por el tandem conservador PSOE-PP. Por eso cuando pensamos y reclamamos nuestra República nos sentimos inclinados a pensar en una República federal y socialista, de una democracia económica real. ¡Estaría de más que reclamáramos una república aséptica, de libertades meramente formales!, eso que lo haga quien le corresponda y si renuncian a ello ese es su posicionamiento y su voluntad, no valen las escusas y lamentos si algún día conseguimos nuestro objetivo republicano.

Trabajar por la República, incrementar la militancia por la república, recuperar su memoria como el estado legal del que se dotó el pueblo soberano y al que se puso fin de forma violenta, ese es nuestro objetivo, el de los militantes de la Izquierda. Quiero saludar, desde mi posición de militante republicano, la iniciativa del PCE de abrir un conferencia republicana y de sus debates abiertos en favor de la República. Ojalá las demás fuerzas republicanas y de la Izquierda hagamos lo nuestro y coincidamos en que la República vale la pena, exige nuestro esfuerzo para conseguir la mayor democracia ciudadana posible a través del ejercicio de la libertad sin restricciones, de la extensión de la educación gratuita, pública y laica, por la cultura en toda su extensión y vigor, por el acceso a la ciencia y a la investigación al servicio de todos, por la justicia social, por reparto del trabajo y de sus beneficios,... En definitiva por el bienestar social de todos los ciudadanos. Sólo la República de los trabajadores de todas las clases nos puede ir acercando a ese mundo más armonioso y justo.



jueves, 2 de diciembre de 2010

salva opina


Ante el 6 de diciembre. La república española, una legalidad rota, una legalidad a recuperar

Como consecuencia del golpe de estado y la posterior guerra civil de casi tres años, con el triunfo final del fascismo español, instrumento y fiel aliado de la oligarquía reaccionaria local y de la Iglesia Católica, se rompe con la legalidad constitucional española representada por la República democrática.

Durante la dictadura y como una prolongación natural de la misma, el ilegal gobierno junto a sus instituciones anti-democráticas con las que aparentaba la formalidad del estado, acuerdan reinstaurar la monarquía de los borbones en un nieto del desprestigiado ex-rey Alfonso XIII.

El nuevo jefe de facto del estado, que había jurado lealtad a Franco y a los principios inamovibles del autodenominado, en la jerga fascista, movimiento nacional, junto con su círculo cortesano en que eran mayoritarios los franquistas más jóvenes, ven la conveniencia de “adaptar” el régimen al entorno europeo, así como la necesidad de adoptar la hasta ese momento denostada democracia política con su correspondiente dosis de liberalismo económico, al coincidir sus intereses políticos personales con esa necesidad de la nueva burguesía española, básicamente, de nuevos mercados y de inyección financiera a la misma desde el exterior, dado que ya no eran suficientes las remesas de dinero provenientes de la emigración, para lograr una economía boyante y a la altura del entorno.

Aquí viene la conversión forzosa a la democracia, y si es necesario romper los juramentos hechos de forma artificiosa, rimbombante y solemne ante los símbolos religiosos católicos, la Iglesia sabrá disculparlos, así como adaptarse a los nuevos tiempos e incluso aparentar ser la vanguardia del progreso y la reforma, eso sí, sin la menor autocrítica y sin pedir perdón por los atropellos cometidos, auspiciados y bendecidos antaño. Es el momento donde aparecen los nuevos demócratas que sorprenderán a la oposición histórica, a los viejos demócratas, herederos de una larga historia de luchas y de víctimas y represaliados, y que anonadados y como una vía rápida y sin riesgos revolucionarios aparentes aceptarán el "pacto constitucional" que les ofrecen y la reinstauración de la monarquía, representada por la figura del rey, sucesor designado por Franco.

Vendrán de corrida una auto-amnistía, una constitución monárquica, un poder judicial nacido y formado en los tribunales y prácticas del franquismo... en definitiva una semilegalidad a la que se le organizará el correspondiente referéndum que la legitime. Los viejos partidos republicanos, como PSOE o PCE de ese momento, estarán encantados con la figura del “capitán general” que corona la “democracia” política española. De pronto olvidaron la legalidad rota por la fuerza de la sinrazón y de las armas. La república se irá diluyendo en un horizonte cada vez más lejano.

Con el nuevo régimen aparecerán los vicios políticos propios del sistema: la corrupción política, el bipartidismo, las crisis económicas, el recorte de los derechos laborales, la violencia contra la mujer que no hay quien la pare, la privatización de todo lo público como panacea del buen gobierno, el engaño y la falacia de las hipotecas y el consumismo, el olvido de la lucha de clases como motor de la historia... Y la izquierda fraccionada e impotente, sin encontrar su camino, pagando una factura por una mala compra de la libertad... y ahí nos encontramos instalados.

Dentro de unos días se va a celebrar la constitución española actual y habrá parafernalia a go-gó: discursos acerca de lo "buena" y "beneficiosa" que es para la convivencia de los españoles, de que que "bien" estamos, que rey más majo y campechano y que príncipes más altos y esbeltos y bla, bla,bla. Pero como republicano esta no es mi constitución ni las autoridades que deseo para presidir mi país, me falta libertad, poder de decisión, me siento tan lejos de la igualdad y de la posibilidad de decidir, que mi condición de ciudadano se siente mutilada, por lo que siento y me reafirmo en que ésta no es mi constitución, que no tengo nada que celebrar, que nada me une al trío Monarquía-PP-PSOE, y si me reafirmo en el deseo de libertad, de fraternidad y de legalidad, me reafirmo en mi aspiración a una República de todos y para todos.


lunes, 29 de noviembre de 2010

salva opina


La respuesta a la crisis de los ciudadanos de Catalunya

Se acaban de celebrar las elecciones al parlament y en consecuencia al gobern de Catalunya, ganando claramente la derecha burguesa catalana en sus dos caras: la nacionalista con connotaciones independentistas y la españolista más reaccionaria representada por el PP. Curiosa, pero clara respuesta, aunque no guste al que escribe esta reflexión del día siguiente, con los fríos datos estadísticos de porcentajes y resultados: els catalans ante la crisis económica, social y política que viven, por otra parte muy similar al resto de los pueblos que conforman el Estado, si salvamos las connotaciones derivadas de un estatut menguante frente al que aspiraban, provocada por la santa alianza de "banqueros-especuladores-gobierno" éste último prisionero - dada la naturaleza del PSC- de un parentesco y vasallaje político a una fuerza matriz extraña, lleno de contradicciones un día reivindicativas y al día siguiente claudicantes, gobierno que además ni divisó, ni aviso, ni adoptó las medidas políticas y económicas que de una fuerza inclinada a la "izquierda política" se esperaban frente al cúmulo de calamidades derivadas de la citada crisis capitalista, manteniendo en este sentido una actitud similar, seguidista y tutelada por el gobierno central.
A mi que la derecha vote a la derecha me parece lo más natural del mundo, faltaría más. Pero lo que me preocupa es que la clase trabajadora, el pueblo que suda y sufre la crisis, y no podemos hablar de abstención para justificar los resultados dado el porcentaje de participación de más del 60%, haya volcado su voto y su confianza en la derecha política catalana. Que el PSC pierda espacio político es lo más natural ante el fraude que su protagonismo ha supuesto en la acción de gobierno y en lo que esperaban los que en su día dieron la confianza al tripartito, hasta también puedo entender un cierto retroceso de ER por su lucha interna en liderazgo partidista y su actitud ante el estatut... pero que La Izquierda, en este caso ICV, no sólo no se consolide al menos en lo que era y tenga un ligero, pero importante retroceso, es lo que me preocupa, en definitiva, esa respuesta a las urnas dada de forma unívoca como derechizante.
Gana claramente la derecha y pierde la Izquierda. La Izquierda plural preocupada por igual por la justicia social, la economía de las clases populares, la cultura, la convivencia y el respeto entre autóctonos e inmigrantes, la ecología el medio ambiente y las aspiraciones de un pueblo por su futuro... Ha perdido la Izquierda, no caben divagaciones exculpatorias, y deberemos buscar en los próximos días, más serenos las incongruencias que hemos originado, las contradicciones, los fallos en la organización y en la expresión de intenciones y programa que han llevado a que los trabajadores de todas las clases no hayan confiado en La Izquierda. Si lo hacemos, si corregimos quizás en los próximos comicios del resto del estado podamos parar un poco la hecatombe que se nos viene encima. ¡Ojalá, no defraudemos!

martes, 23 de noviembre de 2010

salva opina


El chollo de los ex-altos cargos lo pagamos los ciudadanos

Cuando estábamos en la dictadura, el mayor deseo de los afectos al régimen fascista era ser ministro-cesado, pues, el chollo consistía que el dictador premiaba a sus colaboradores con un sueldo vitalicio equivalente al que hubieran cobrado de seguir sentándose en tan macabro consejo de ministros. A esto añadían que inmediatamente obtenían un puesto de consejero remunerado en las grandes compañias tanto privadas como públicas.

En 1980, La UCD y el PSOE quisieron “limitar” semejante abuso y arbitrariedad pactando una indeminizacion para los exministros equivalente al 80% de su salario en el momento del cese y por un periodo de 2 años. Dicha indemnizacion percibida mensualmente se le dio carácter de compatibilidad con cualquier otro salario público o privado percibido.

En 1998, PP Y PSOE pactaron incluir a los secretarios de estado en este tipo de “indemnización” del 80% del salario durante dos años y compatible con cualquier otro salario publico o privado.

En el 2001 el PP modificó la norma para que los exministros que habían sido secretarios de estado pudieran cobrar a su cese de forma más elevada.

Pero los chollos económo-millonarios para los sacrificados políticos que tienen a bien dedicarnos durante un tiempo, valga la redundancia parte de su tiempo, para el ejercicio del mal gobierno al que nos tienen acostumbrados, no acaba ahí:

Los ministros tienen garantizada la pensión sólo por el hecho de haber jurado o prometido su cargo.

Los diputados y senadores que hayan completado un periplo de 7 años tienen garantizada en el momento de la jubilación la pensión máxima.

Así mismo un tercio de los sueldos de estos servidores públicos están exentos de contribuir a la hacienda pública al dárseles la consideración de indemnización por los servicios prestados. Además de correr a cargo del Estado integramente la contribución a la seguridad social, cuando todos los trabajadores contribuimos a en base a nuestros ingresos al mantenimiento de la misma.

Bueno esto nos lleva a deducir y constatar claramente ¡cuan generosos son con el dinero público para atender a su presente y futuro personal!, es el chollo económico por excelencia. ¡Qué pocos son los que acceden a tan altos puestos sólo por el interés de servicio público, por la vocación de servicio y cuántos los que se colocan sólo por el privilegio económico!. Y cuánta discriminación representan sus privilegios con respecto a la gran mayoría social:

Ahí están los funcionarios y empleados públicos con sus haberes disminuidos por una norma de dudosa constitucionalidad y las pensiones de ancianos e incapacitados congeledas como contribución obligatoria a la salvación de la crisis económica que especuladores por un parte y gobierno con su “desgobierno” a una y en su provecho originaron.

lunes, 15 de noviembre de 2010

salva opina


Superviviente de un cáncer colorrectal

Hay en el acervo popular algunas enfermedades malditas, de forma que si te tocan en "suerte", si te sorprenden y se apoderan de ti o las ocultas a tu alrededor o si las das a conocer a tu entorno familiar y social, algunos se empeñan y la "hacen" suya y te acompañan emprendiendo una lucha donde el entusiasmo y la cercanía no decae ante las dificultades que se puedan dar a lo largo del proceso, no se dan por vencidos para que tu no te dejes vencer, están ahí con normalidad para ayudarte a salir adelante, otros se duelen y te compadecen y no saben que hacer, a lo más te dicen que rezan por ti, otros simplemente lloran tu "desgracia" e intentan animarte con esperanzas que ni siquiera ellos creen y otros desde su interior te dan por el viajero que sacó el billete sin retorno hacia la nada.
Soy un paciente superviviente de un cáncer colorrectal que me ha apartado de lo que era mi vida diaria, normal, laboral, social, que me ha cambiado todos los esquemas.
Ya hace dos años y medio que acabé el tratamiento de la quimioterapia que siguió a la cirugía y estoy aquí con algunos achaques e inconvenientes, superándolos o cuanto menos poniendo mi empeño, intentando disfrutar del sol cada mañana que amanece; de saludar a mi esposa antes de irse a su trabajo a la que nunca tendré suficientes palabras y gestos para agradecer su ayuda y su calor; de animar y desear lo mejor a mi hijo que va al instituto, que estudia la ESO y toca el cello y el piano de una forma especial; paseando a mi perro Tobi que no se apartaba de los pies de mi cama mientras duró mi convalecencia; pensando qué hacen o cómo les va a mis hijos mayores que ya no viven en casa y emprendieron ya hace un tiempo su propia andadura y echando de menos no verlos todo el el tiempo que me gustaría, pero entendiendo que tienen su vida organizada y su tiempo apretado y lleno, lo que me anima a disculparles de ese tiempo que no compartimos; echo de menos alguna frecuencia más en las visitas de mis dos pequeños nietos... Tengo nuevos amigos, quizás menos, pero de una calidad humana indescriptible...
Estoy vivo y tengo una segunda oportunidad, no puedo olvidar mi agradecimiento al personal médico del hospital donde yo trabajaba, aunque yo desempeñaba tareas administrativas, a los médicos de digestivo que detectaron la castaña, a los radiólogos, al cirujano y a la oncóloga y al personal de enfermería que con su labor profesional, cariño, paciencia calidad científica tanto hicieron para que pueda seguir sintiendo, para que siga viendo y oyendo el repique de la lluvia, sentir la brisa en mi cara, reir los buenos momentos que surgen, llorar por lo que fue un susto imborable y pudo haber llegado a ser un ocaso, oír la música y poder escribir a cerca de mis opiniones y sentimentos... Estoy vivo y doy gracias a la vida, a los que me quieren. A ti que me estás leyendo.

martes, 9 de noviembre de 2010

salva opina


El Sahara para los saharauis

No ha sido Marruecos, el pueblo de Marruecos, quien ha cometido un nuevo y criminal atropello contra la población saharaui que protestaba y reclamaba la atención sobre la realidad que soportan durante más de 35 años de re-colonización, anexión de su país por otra potencia y expulsión de su tierra de aquellos no dispuestos al vasallaje al Rey-dictador, alzando un campamento cerca de El Aaiún. Muchos comentarios recriminan a Marruecos y por derivación lo hacemos extensivo a los marroquíes. Amigos corremos el peligro de adoptar posiciones de rechazo y criminalización de unos ciudadanos tan víctimas de su gobierno teocrático y feudal como los mismos saharauis a los que se pretende integrar en el estado o si se oponen expulsar y exterminar.
Desde aquí y todos los espacios donde puedo lanzo mi respeto y solidaridad con el pueblo saharaui que es víctima de un estado criminal y corrupto organizado en torno a una familia "real" y una aristocracia rancia, pseudoreligiosa, feudal, ladrona y secuestradora de la libertad de su pueblo, que se mantiene en el poder por la fuerza de la represión, por ejercer de "visir" del Imperio en la entrada geoestratégica del Mediterráneo, pero que ¡¡goza!! del acuerdo y la colaboración de gobiernos "democráticos" como Francia y España.
Es España, el Estado español en su forma política (en la última etapa de la dictadura con el criminal"carnicero" de la Málaga republicana al frente del primer gobierno juancarlista y con los sucesivos gobiernos "democráticos" de la UCD, del PSOE, del PP y ahora de nuevo del PSOE), ¡no los españoles!, en parte tan culpable de la situación del pueblo saharaui como la pandilla que monopoliza el poder en Marruecos. Amigos, no seamos cabezotas y de fácil manipulación, que no nos contagien los xenófobos y racistas, los ciudadanos de Marruecos son hermanos nuestros, muchos de ellos hijos de españoles expulsados antaño de la tierra que les vio nacer por el intransigismo del tendem "monarquía española-iglesia católica".
España es culpable por jugar el papel de un nuevo "Pilatos" histórico: "yo me lavo las manos y caiga sobre vosotros la sangre de este inocente".
Es culpable por su silencio. Sra. Ministra de Exteriores ¿a qué juega?, ¿dónde están sus convinciones de antaño? ¿Es más honesto ser "zapatera" qué defender los DD.HH.?
Es culpable por no reconocer al Frente Polisario como interlocutor de un pueblo que antaño tuvo estatus de "colonia" y de "provincia" española, es culpable por no impulsar en los foros internacionales el derecho a la autodeterminación del pueblo saharaui.

miércoles, 3 de noviembre de 2010

salva opina


Por una Izquierda Plural, Integradora y Unitaria

La alternativa a cualquiera de los dos polos del actual bipartidismo político que se reparte el poder en nuestro país pasa, a medio plazo, por la reconstrucción de una izquierda plural e integradora, que recoja todo el espectro rojiverde, que pierda sus complejos, sus peleas internas, su afán por devorarse a si misma, y se diferencie claramente de la socialdemocracia.

Es una idea que exige maduración, trabajo generoso y militante.

Ese reto lo hemos de abordar desde ya, cada uno desde su ámbito, tendiendo puentes, apartando dogmatismos y desconfianzas, integrando, dejando la descalificación y la desconfianza a un lado sobre él que no coincide al 100% con nosotros, apoyando y retomando las luchas obreras y sindicales, ahora que la crisis las ha puesto de nuevo en la calle, pero no guiados por un oportunismo político de querer dirigirlas y protagonizarlas como algo solo nuestro, ¡no!, no, sino para aprender de ese movimiento obrero que parecía aletargado porque sus dirigentes se habían encajado demasiado bien en el sistema , se habían “funcionarizado” en el sentido de una burocracia que despacha el día a día pero que no proyecta futuro...; la verdad revolucionaria no es única ni patrimonio de nadie, es la táctica a construir entre todos para llegar a un fin. Siempre he pensado que la ley electoral actual, y cuya reforma se oponen los PP/PSOE, perjudica a la izquierda frente a los dos grandes benefactores de la misma, sin duda, pero lo que más nos perjudica es la confusión interna, el querer ser los nuevos socialdemócratas, el confundir el estado del bienestar, hoy en declive y liquidación, con el socialismo... Aclaremos la estrategia, el fin al que queremos llegar y establezcamos la táctica más conveniente, evitando confundir y fundir ambos conceptos en uno solo.

¿Estoy con estas palabras contra el proyecto actual de Izquierda Unida?

No, ni mucho menos, sólo que me parece insuficiente, demasiado dirigido por los de siempre, confuso y poco diferenciado de la socialdemocracia con la que pacta en la primera ocasión, solo que prefiero un proyecto unitario frente a unido, plural frente a singular, rojiverde frente al rosa, republicano frente a la actual constitución. Por lo demás agradecerles y reconocerles el esfuerzo de estar ahí, cuando otro colgaron los bártulos.

lunes, 1 de noviembre de 2010

salva opina


MARCELINO CAMACHO

Un gran hombre este MARCELINO CAMACHO, un hombre honesto, un sindicalista y un buen comunista. Nunca renunció a su clase social ni por mucho liderazgo que llegó a tener en sus manos se puso por encima de nadie. Otros dirigentes de bastante menor categoría política, ya no hablemos de compromiso social, de militancia, rápidamente adquirieron las costumbre y los usos burgueses; probablemente algunos de los que estaban en la tribuna que presidía su funeral de despedida se sintieron molestos mientras vivía porque ha sido un testimonio de militancia y honradez y se alejaron de él por considerarlo "demasiado" clásico, poco "adaptado" a los nuevos tiempos, y demás tonterías que sabemos circulan por ambientes en las que no deberían circular. Hoy todos lo" reivindican" a su manera y conveniencia política, pero su figura es patrimonio de la clase obrera española e internacional, esa clase que va desapareciendo porque los más insensatos y oportunistas sacan billete de no retorno a esa otra clase social "nueva", más lustrosa, conocida como clase media.

lunes, 18 de octubre de 2010

salva opina


NUESTRA BANDERA TRICOLOR

Nuestra bandera tricolor.
mírala que hermosa,
ondea al viento.
Viento de libertad,
sed de justicia.
Mírala que hermosa,
con sus vivos colores
ondea al viento.
Mi alma se estremece,
mi corazón palpita y tiembla
por el dolor de los olvidados
que generosos, hermosa bandera,
la vida por lo que Tú representas,
justicia y democracia, dieron.
¡Que la memoria no nos falle!
para no olvidar a los héroes
que su sangre, generosos, dieron.
¡Mírala que hermosa,
ondea al viento
nuestra bandera tricolor
con sus colores vivos!.

Salva Artacho a sus camaradas Pepe y Esperanza y a todos los que tomaron ese pedazo de calle en Sevilla, el 12/10/2010, para reclamar nuestra República.

domingo, 17 de octubre de 2010

salva opina


¿Qué nos pasa?

Seguimos teniendo los mismos problemas y dificultades que antes de la huelga general, el gobierno no está por corregir prepotencias e imposiciones arbitraria a favor del gran capital, seguimos creciendo en el desempleo, a nuestras costas siguen llegando gentes desesperadas en busca de una oportunidad, nuestros jóvenes no puede emanciparse pese a estar más preparados cultural y científicamente que nunca...
En Grecia, en Portugal antes, en Francia ahora, no cesan las movilizaciones sociales frente a políticas del mismo rango e intencionalidad que las que se están aplicando aquí. Un amigo planteaba en la red social FB por qué allí siendo tan de derechas los gobiernos como el nuestro la ciudadanía, la clase trabajadora, los estudiantes, se están moviendo sin parar y aquí las respuestas parecen más limitadas.
¿Qué nos pasa? Se me ocurren varias respuestas, probablemente cada ciudadano tendrá la suya, pero ahí van las mías con el ánimo de abrir un debate que pueda contribuir a mover la rueda semiestancada de la lucha por la justa repartición de cargas y beneficios, en definitiva por lo que nuestros abuelos llamaban con orgullo emancipación social.
Este gobierno de derechas consiguió revestirse de un traje de izquierdas y engañar a la ciudadania, bastante desmoralizada y desorganizada en ese momento (en el último mandato de Aznar) pese a las grandes movilizaciones que protagonizó frente a la guerra de Iraq, porque la izquierda perdió mucho tiempo en discusiones internas y personalismos desbocados, porque se fue sustituyendo la militancia por las comparecencias aparatosas ante la prensa con un discurso ininteligible y alejado de la realidad, porque faltó programa (como decía Anguita) y sobre todo gente dispuesta a llevarlo a cabo y a renunciar al chalet y al coche de más cilindrada... lo cómodo fue esperar a ver que hacían los socialdemócratas, que se presentaban como los salvadores del "estado del bienestar social". 1º Grave error el nuestro: confundimos dicha entelequia (estado de bienestar) con un fin (socialismo) cuando sólo era un medio de afianzar las reivindicaciones inmediatas, confundimos táctica con estrategia.
2º grave error, olvidamos que "si nadie trabaja por ti, nadie debe decidir por ti", el cambio social no puede ser dejado en manos de profesionales de la política venidos a mercenarios del capital.
3º La "burocracia" política y sindical, de nuestras organizaciones, es incompatible con la lucha ciudadana y de los trabajadores, o lo que es lo mismo sin militancia, sin movimiento de lucha de masas, nada se mueve, nada cambia a mejor...
4º El bipartidismo político infuye a favor de nuestros adversarios, sin duda, pero no es la causa principal de su triunfo sobre nosotros.
¿Qué nos pasa? ¿Nos conformamos? Pues, entonces los que asoman en el horizonte, la extrema derecha, darán una nueva vuelta de tornillo, apretarán más si cabe, pero, ¡qué triste!, siempre nos quedará el lamento... ¿Es lo que queremos?

viernes, 15 de octubre de 2010

salva opina


Y ¿ahora qué?

El 29 de septiembre este país paró su actividad industrial y comercial sumándose y haciendo suya la convocatoria de huelga general de los sindicatos contra la reforma laboral puesta en marcha por el gobierno con el aval del parlamento: más del 70% de los trabajadores por cuenta ajena le dieron un no rotundo a la contrareforma laboral. Y ¿ahora qué?
Van pasando los días, el gobierno no cede, el parlamento en santa alianza con él tampoco cede, se está aplicando con la dureza diseñada la contrareforma y en el horizonte aparecen nuevas nubes de tormenta unas veces desde el exterior, las empresas privadas de calificación rebajando el valor y la confianza en la gestión de la crisis, otras veces el FMI que parece se ha quedado con ganas de apretar más la soga al ahorcado, otras veces desde interior con gruñidos estrepitosos del director del Banco de España o del desacreditado presidente de la patronal que señala que trabajamos poco y cobramos mucho o del gobierno que sigue en su megalomanía de que lo hecho es para el "bien" de todos... y los Sindicatos ¿qué dicen?, ¿cómo administran el caudal de ilusiones creadas por la respuesta a la convocatoria?
Casi silencio, apenas algunos comentarios, faltan propuestas de los que movilizaron a tantos millones de trabajadores y esto si no se retoma pronto va a causar daños a todos, a los que están soportando estoicamente la gravedad de la crisis, a los que tienen un empleo o entran en el mercado laboral pero con condiciones aún más restrictivas y duras con respecto a la que antes habían, a los desempleados que ven desvalorizada su fuerza de trabajo (lo único que tienen) y empujados a situaciones que rayan en la miseria y la desesperación, a las organizaciones sindicales que pierden liderazgo y capacidad de ilusionar y por lo tanto de organizar a más trabajadores , a la izquierda que se ve prisionera del marco político y económico (Europa con su Mercado y sus leyes, con el Banco Central, con el FMI, con la larga mano de Obama...) e incapaz de romper con él porque o no cree en la revolución social, porque está tan contagiada de la enfermedad del "reformismo que no reforma" o porque los trabajadores, pese a Marx, hemos dejado de ser la clase revolucionaria para acomodarnos en una posición de servidumbre e integración en el sistema...
Mientras tanto en el país vecino llevan 7 ó 8 movilizaciones generales y no parece que vayan a ceder y adaptarse a las propuestas antisociales de los Sarkozy de turno. ¿Qué nos pasa?

jueves, 7 de octubre de 2010

salva opina


El corazón late a la izquierda

Sí, amigos, hay vida a la Izquierda, no en vano el corazón late a la izquierda, sino la sofocamos nosotros mismos desde una izquierda confusa, con dogmatismos, celos partidarios, hegemonías trasnochadas, programas alejados de la realidad que se pretende transformar,etc.
La clase trabajadora, más 70%, paró y se manifestó porque quiere no sólo mejores condiciones laborales y asegurar las pensiones, porque quiere otra política. La política reformista y "progresista" de la socialdemocracia cuando llega la hora de la verdad, de tirar hacia delante, de TRANSFORMAR se raja y se inclina por los intereses de la clase dominante: lo hemos visto a través de la historia reciente: en Alemania con el canciller Schneider, en la Francia anterior a los Sarkozy, en nuestro país con los gobiernos "socialistas" de González y ahora con Rodríguez ZP...
Si construimos una alternativa política donde quepa toda la izquierda: comunistas, socialistas ( no me estoy refiriendo a los conocidos sociolistos), anarquistas, republicanos, verdes, ciudadanos por el cambio social... que buscan lo que nos une, que tienen claro quien es el adversario a batir políticamente y aparcan para resolverlas desde la camaradería y la serenidad las diferencias de interpretación, la famosas tácticas que tantas veces confundimos con los fines perseguidos, quizás entonces, muy probablemente, estaremos en condiciones de dar el salto social y político que nuestro pueblo necesita. En Febrero de 1936 fue posible, ¿por qué no ahora cuándo tenemos tantos elementos para no repetir los errores?

lunes, 27 de septiembre de 2010

salva opina


29 de septiembre, ¡basta ya!

Nos encontramos a las puertas de la huelga general a la que nos ha empujado un gobierno que en su día nos prometió desarrollar el llamado estado del bienestar social, quizás con la intención de que nos conformáramos con ese reformismo gradualista que supone esa marca política como objetivo estratégico, dado que no pone en peligro la sociedad de clases ni mucho menos la preponderancia del gran capital.
Y los trabajadores de occidente, de aquí, aceptamos ese tipo de sociedad y por ende dimos nuestra confianza política a la socialdemocracia, probablemente porque nos era más cómodo, nos ahorraba militancia revolucionaria y nos hacía creer que participábamos de la riqueza generada entre todos de forma "casi" justa.
En consecuencia bajamos nuestra militancia política traspasando votos y voluntades desde la izquierda revolucionaria a los socialdemócratas con trajes y ropa pija, confiando en los nuevos políticos profesionales que hasta para recoger a su niñita de la guardería se desplazan con coche y chófer oficial, los que tiran sin consideración de la visa oro que entre todos pagamos... Y a la dejación en la lucha política siguió un abandono del sindicalismo de clase, nos fuimos dando de baja o simplemente de cotizar, de asistir a comités y asambleas, de conformarnos a lo más en participar, y no todos, en las elecciones sindicales que programa el ministro de trabajo de turno en consenso con las organizaciones sindicales... Y el sindicato, la organización obrera por antonomasia, nacida para organizar a los trabajadores no sólo para reivindicar y luchar contra las injusticias que se dan en el sistema de producción capitalista todos los días, sino también como la organización democrática que en el futuro coordinaría la gestión y producción en un nuevo sistema social, empezó a convertirse en un partido-bis, de sindicalistas "profesionales" y "liberados" que todo lo hacen, que se sienten legitimados para tomar todas las decisiones que afectan al mundo laboral sin tener que recabar nuestra adhesión y conformidad , dada nuestra voluntaria escasa participación, nuestra retirada masiva, nuestra comodidad...
Y ahí nos encontramos, en medio de una crisis económica, con una tasa de desempleo inadmisible, con un derecho laboral vacío, con unas normas asfixiantes, con una seguridad social pública a la que se le quiere hacer quebrar para dar entrada a un sistema de seguridad privada gestionada por los bancos y la bolsa en la que muchos no podrán acceder...
Esta reflexión no pretende desmovilizar a nadie, al contrario, reafirmar que el 29 de septiembre es una oportunidad para reencontrarnos, para decir ¡basta ya! a las salvajadas de gobiernos y patronales, que queremos tomar nuestras decisiones, sacudirnos de encima tanta dejadez política y en tantas ocasiones sindical. Es, también, una oportunidad para las organizaciones sindicales de clase, para arrinconar y echar burocracias deformadoras, para democratizar y hacer crecer las organizaciones obreras, para retomar la acción sindical... De los trabajadores en activo, de los que perdieron su empleo por la arbitrariedad capitalista, de los funcionarios, de los dependientes, de los jubilados, de los emigrantes desolados... va a depender el resultado.

jueves, 16 de septiembre de 2010

salva opina


FRENTE A LA GRAN MENTIRA

Hace 6 años los ciudadanos españoles llamados a las urnas dieron su voto principalmente al PSOE, y a su nuevo líder, un desconocido prácticamente, un joven diputado, crecido y amamantado en las filas de dicho ente político, a la sombra del poder. El hartazgo general frente a la soberbia de la derecha capitaneada por uno de los principales organizadores de la guerra de Iraq ( y mentiroso: nos daba su palabra de la existencia de las armas de destrucción masiva como justificación principal e ineludible para entrar y poner en marcha dicho conflicto bélico, además del brillante papel que España iba jugar en el nuevo orden mundial o que los recursos energéticos procedentes de dicho entorno nos iban a salir a un precio de ganga, según su ministra de exteriores...), junto con el choq producido por los terribles atentados en Madrid, así como la aparente distancia del joven “líder” frente a la corrupción que representó en el pasado su partido... hicieron posible su triunfo electoral. Triunfo al que contribuimos con nuestro voto muchos electores de la izquierda al caer en el engaño del voto útil.

El nuevo “líder” se proclamó a los cuatro vientos socialista y “libertario” (¡qué poco sabía él de la grandeza del concepto libertario), como el hombre del talante, del diálogo, de la izquierda posible, el amigo de los sindicatos, el que iba poner límites a la Iglesia e impulsar una sociedad laica, el promotor del estado del bienestar hasta las máximas cuotas... ¡Cuántos cantos de sirena, cuántos brindis al sol, cuántas mentiras...!

Jugó bien la carta de Iraq, retirándonos de esa atroz guerra, ¡qué contentos estábamos, parecía un hombre de palabra!, para a continuación meternos de lleno en otro conflicto armado que disfrazó de ayuda humanitaria a un país que sufría a “causa” de los talibanes intransigentes, cuando en realidad era un país donde los señores de la guerra luchaban entre sí por el reparto del mismo, apoyándose en EE.UU, que necesitaba su control por su posición estratégica y para apropiarse de sus recursos minerales. Nos engañó a todos y empezó a brillar su estrella internacional de manos de los yankis. Luego vino la crisis mundial producida por los especuladores capitalistas, con particular incidencia en nuestro país donde la industria había sido desmantelada por los gobiernos anteriores y sustituida por la especulación urbanística, por el turismo que iba a venir a tropel, por la corrupción instalada en todas las instancias... y una vez más consiguió engañarnos un tiempo con el cuento de que la crisis no era tal, era una coyuntura de la que rápidamente íbamos a salir fortalecidos... y ganó su segundo mandato y todo empezó a hacer aguas: cierre de empresas, incremento del paro, los ERES como pan nuestro de cada día y consiguió distraernos con un supuesto diálogo social convertido en cortina de humo y con la sola intención de ganar tiempo. Reiteraba su palabra de que nunca iría contra los derechos de los trabajadores. Hasta que el FMI y EE.UU. le leyeron la cartilla y le suministraron el recetario a aplicar y la “izquierda” de la que tanto hablaba se fue a paseo, a los sindicatos les dio la patada y a los bancos todo el dinero que solicitaban para cuadrar sus balances...

¡Qué socialismo “libertario” más raro y desconocido él de este embaucador político.

Hoy nos pone en la coyuntura de ir a la huelga general como única arma legal posible para deterner estas políticas antisociales y aunque haga amagos de que hará caso omiso de nuestra protesta, tendrá que rectificar o retirarse porque la respuesta va a ser masiva, todos los indicadores lo hacen previsible, todo va a depender de nosotros, los trabajadores, parados, pensionistas, autónomos, dependientes, en definitiva de las clases populares.

viernes, 10 de septiembre de 2010

salva opina


Calentando motores.

Se acerca la fecha de la HUELGA GENERAL, por lo que dedico este poema que he rescato del baúl de la historia del pueblo que lucha por un mundo más justo y solidario, derrotando al capitalismo salvaje y a su aparato político que maneja el Estado (léase PSOE_PP_Nacionalistas burgueses...): a todas/os las/os trabajadoras/es que pararán este país el 29 de septiembre para decir basta a tanta ignomía. ¡El éxito y la suerte será para todas/os!


HIMNO AL TRABAJO

Que "ruea" que va "roando"
que rueda, rueda la "ruea".
¡Dale que dale al pedal
para que chispee la piedra
y afiles, afilador,
el filo de las estrellas!
Que "ruea" que va "roando"...
Trabajador de solera:
ni eres esclavo de "naide"
ni a "naide" te sometieras";
por eso luchas con ganas
contra las malas raleas.
Y la "ruea" va "roando",
y su timón la maneja,
y el fascismo se destroza,
en los ejes de tu "ruea".
¡Altos mirajes inmensos
nimban la noche marceña!
Como poyuelos repían
los tornillos en las muescas.
No se descansa un minuto.
Relucen las herramientas,
y relucen los sudores
en apretadas pellejas.
Y la "ruea" va "roando".
¡Dichoso del que no duerma!
¡Mirad qué bonito el suelo
con alfombras de tachuelas,
y con rizos de virutas,
y tarugos de madera,
y escoplos, y berbiquíes,
y alicates y barrenas!...
Y la "ruea" va "roando",
que rueda, rueda, la "ruea"...

( De Félix Paredes, 1936-1939)

martes, 31 de agosto de 2010

salva opina


Homenaje a los poetas del pueblo

Es este un pequeño homenaje a los "poetas del pueblo", autores de una producción poética "sui generis", que sale expontáneamente de las trincheras o de las filas anónimas de los partidos políticos y organizaciones sindicales, mostrándonos hasta que punto la expresión versificada está anclada profundamente en el pueblo y se convierte en un arma más de lucha contra el fascismo.
El autor por mi elegido en esta ocasión, Miguel Alonso Somera, publicó este y otros dos poemas más en 1937, al parecer era extremeño, pero sobre todo un poeta del pueblo.


YA NO CANTA EL LABRADOR

Mordiscos del azadón
cortan, a cachos, la tierra;
y las gotas de sudor
que el labrador vierte en ella
mimosamente la empapan
y dulcemente la besan...

Hecha guitarra de plata
y de cristal, una acequia
pone música al paisaje
de perspectiva labriegas.
El aire en el olivar,
de los remajes se cuelga,
para que alegres, las ramas
repiquen sus castañuelas
adornadas con madroños
de aceitunas verdinegras...

Graciosas risas de esquilas
se persiguen por la sierra;
y cantan entre los surcos,
las alondras mañaneras...
- Dime labrador amigo:
¿Por qué tu voz ya no alegra
con sus tonadas las horas
monótonas de la brega?...

¿No tienes amores,
con aquella moza morena
como el pan que lentamente
cuece en el horno de leña?
Canta el pájaro; la esquila,
el olivar y la acequia...
¿Por qué no canta el labriego?
¿Por qué está serio?...Contesta.

Me miró, fijo, a la cara.
Siguió, luego, su tarea;
y estas palabras me dijo
con la voz rota de pena:
- ¿Cómo quié usté que yo canti
ni canti quien jondu sienta
cuando lo mejor d'España
está muriendo en la guerra
que nos trajeron cobardes
sin corazón ni vergüenza?...

Mordiscos del azadón
cortan, a cachos, la tierra...

domingo, 29 de agosto de 2010

salva opina


Hago votos

Agosto está llegando a su fin.Y retornaremos a nuestras casas, después de una merecidas vacaciones, re-emprendiendo nuestra vida habitual, el trabajo, los estudios, las colas angustiosas en las oficinas del paro, las rutinas habituales alteradas por esa ociosidad/ludismo que supone el parón el descanso veraniego. Muchos no habrán podido disfrutar del mismo por la mala situación económica que no termina de enderezarse y que va para largo...
No quiero se agorero de malas noticias y hago votos por una salida a corto de las situaciones personales de angustia de los que perdieron su trabajo; hago votos para que la justicia vaya abriendo nuevos caminos y perspectivas; hago votos por el fin de la violencia machista, para que pese a los estudios y pronósticos de más violencia de género en agosto no se hayan cumplido, salvo el crimen de hace unos días por tierras gallegas, y todos asumamos nuestro compromiso contra la misma; hago votos para que las guerras finalicen, para que quiebren de una vez las empresas y las ideas de fabricar armamentos y artilugios bélicos reconvirtiéndose en industrias de bienes consumos justos y proporcionados; hago votos para que entre todos superemos la competencia desleal y egoísta y asumamos la cooperación como guía de nuestras vidas; hago votos por una escuela abierta, democrática, laica, bien dotada, pública; hago votos para que los padres asumamos que somos la primera fuente en la educación de nuestros hijos y ésta no es delegable; hago votos para que desaparezcan los conatos de diferenciación y segregación en la misma en virtud del género; hago votos para tender la mano a los emigrantes; hago votos para entender que un mundo más justo es posible, que sólo depende de los seres humanos, de nosotros.